LA SERRANÍA ARRINCONADA DE VALENCIA

ESCAPADA | Nos desplazamos hasta un rincón olvidado por los turistas, cerca del Rincón más famoso de la Comunidad Valenciana: el de Ademuz. Por la carretera CV-35 llegamos desde la capital valenciana en una hora y cuarto a la serranía: a Alpuente y Aras de los Olmos. Dos pueblos serranos con belleza tanto arquitectónica como natural.

alpuente

Tan cerca y tan desconocida. Así es la Serranía de Valencia. Parece que no nos animamos a pasar de Llíria, pero justo donde acaba la carretera CV-35 es donde se encuentra este territorio que está rozando Teruel y Cuenca, pero es valenciano.

Alpuente ha sido históricamente un pueblo importante, dada su situación  estratégica entre los Reinos de Aragón y Castilla. Resumiendo: primero formó parte de Al-Andalus como Reino de Taifas independiente, después fue tomada por el Cid y posteriormente por el Rey Jaime I. Tan importante ha sido esta villa de Alpuente que en diversas ocasiones del siglo XIV se celebraron allí las Cortes del Reino de Valencia. Todavía se conserva aquel edificio, utilizado hoy en día como Ayuntamiento. Uno de las casas consistoriales más singulares de la Comunidad Valenciana.

Pero sin duda, lo más llamativo de Alpuente son sus calles tortuosas en armónico equilibrio con las laderas que pueblan señoriales casas, sus vistas sobre el valle, las murallas y la iglesia parroquial levantada sobre una antigua mezquita.

Por su parte, Aras de los Olmos está rodeada de campos de cultivo. Algunos de ellos tan cercanos a la población que forman los conocidos huertos tapiados. De origen árabe, son pequeñas parcelas de terreno cultivable, que hoy en día siguen funcionando y forman estrechos callejones con mucho encanto.

Dentro de Aras no te pierdas la pintoresca calle Cortijo y la torre del mismo nombre. Y si eres de los que no puede estar quieto, Aras de los Olmos cuenta con una extensa red de rutas señalizadas para la práctica del senderismo y el BTT. O sea que puedes descubrir esos encantos naturales a pie o a dos ruedas.

ermita santa catalina de aras de los olmos

MUY CERCA DE ALLÍ… LAS ESTRELLAS

¿Sabías que Ara de los Olmos es uno de los lugares más cerca de las estrellas de toda la Comunidad Valenciana? Y no por su altitud, sino porque allí se encuentran los observatorios astronómicos de la Asociación Valenciana de Astronomía y de la Universitat de València. Con frecuencia realizan sesiones para descubrir el cielo a aficionados. O sea, que ya tienes excusa para escaparte allí un fin de semana.

 Como es de esperar, los observatorios astronómicos no están en el mismo pueblo, sino que tienes que dirigirte por la CV-355 hacia Losilla y coger un desvío que aparece a tu derecha. Por esa carretera, que después se convierte en pista, ascendemos hasta el santuario de Santa Catalina (siglo XVII). Parada para observar su interesante arquitectura, con dos edificaciones perpendiculares- un ermitorio y una hospedería con arcos en sillería de mediopunto- y como no podía ser de otra manera un gran olmo presidiendo el recinto. Y aprovecha, también, para contemplar una buena panorámica del valle que queda a tus pies.

Si sigues ascendiendo por la muela de Santa Catalina llegarás a los dos observatorios. Se puede estar más alto, ya que no sobrepasa los 1300 metros, pero difícil estar tan pegado a las estrellas.

20102012470DÓNDE COMER: RESTAURANTE LOS TORNAJOS

Avda. del País Valencià, 44 (Aras de los Olmos). Tel. 962 102 088

Aras de los Olmos no es excesivamente turístico. Por eso sorprende que en esta serranía de pueblos escasamente habitados, calles vacías y mucha olla contundente encontremos el restaurante Los Tornajos. Aparentemente un bar… LEER MÁS

arasruralDÓNDE DORMIR: ARAS RURAL

Partida de la Sabina s/n. Aras De los Olmos (Valencia). Tel. 639 196 928. Desde 47€. www.arasrural.com

Para dormir tampoco lo tendrás difícil en Aras de los Olmos. Hay varios alojamientos rurales en la zona, aunque nosotros nos… LEER MÁS

Deja un comentario